Defendamos las escuelas de música y danza de Madrid

52

El Ayuntamiento de Madrid ha decidido retirar por completo la financiación a las 13 Escuelas Municipales de Música y Danza de la capital. Este servicio público, que actualmente es gestionado por dos empresas privadas (Música Creativa y Sotomesa), corre el riesgo de desaparecer. El presupuesto que el Ayuntamiento, según contrato, aportaba a las empresas para la gestión de dichos centros, era de 5.512.903,12 €, es decir, el 70% del coste total. A partir de ahora serán los usuarios los que aporten el 100% del coste de este servicio. La primera consecuencia de esta medida será sin duda la baja de muchos de los 6000 alumnos de Madrid que verán cómo las cuotas que pagan por la educación de sus hijos se triplicarán. En esta situación económica que vivimos muy pocas familias podrán asumir este aumento con lo que este sistema de educación público, que se subvenciona con los impuestos de todos, se colapsará y probablemente las escuelas cerrarán, lo que provocará que muchos profesores vayan a engrosar las listas del paro. En el distrito de Villaverde la situación afecta a los 250 alumnos de la Escuela de Música Ágata, situada en la calle Doctor Martín Arévalo. Creemos que existen soluciones para evitar este desastre, que esta situación se puede revertir para evitar un número de bajas que se estima en torno al 80% del alumnado, creemos que se puede impedir que otros 400 trabajadores pierdan su empleo y además creemos que podemos salvar un modelo educativo que genera riqueza cultural y que permite formar a mucha gente que no dispone de los recursos económicos para pagar las clases a precios astronómicos. No queremos un modelo de música elitista para ricos, pedimos educación para todos. Ante esta urgente y nefasta situación, los trabajadores, padres y alumnos de las escuelas se están movilizando y preparando acciones reivindicativas en defensa de un modelo educativo que lleva décadas probando su validez. Un modelo que, con sus defectos, permite un acercamiento no elitista a la enseñanza musical, fomentando valores como el respeto, la tolerancia, la sensibilidad y la creatividad, y que además para muchos es la puerta de entrada para acceder a los conservatorios que previsiblemente quedarán desiertos en un futuro negro que queremos evitar. Nosotros sí consideramos que la educación es un bien esencial, al contrario que nuestra alcaldesa Ana Botella y por ello reclamamos que el Ayuntamiento de Madrid dé marcha atrás y siga financiando con nuestros impuestos este servicio público. Si el presupuesto en publicidad del Ayuntamiento de Madrid es de unos 160 millones, caben muchos otros ejemplos, bastaría con destinar un 5% de este presupuesto para salvar las escuelas municipales de música que están abocadas al cierre. Las escuelas municipales de música de Madrid las hemos pagado entre todos con nuestros impuestos: caros edificios, equipamientos, instrumentos, auditorios… No permitamos que cierren y sean un símbolo de nuestro fracaso ni que sean privatizadas para que unos pocos que puedan pagar cuotas mensuales desorbitadas disfruten de unos equipamientos pagados por todos los contribuyentes. Más información en el blog : http://apoyoescuelasdemusica.blogspot.com.es/ https://www.facebook.com/profile.php?id=100004304711881&sk=wall y en twitter @SOSEscMusica