Esperanza Aguirre también elimina la beca-libros en 2º de Infantil

66

Los padres de niños escolarizados en Educación Infantil no ganan para sustos. El curso pasado, la Comunidad eliminó la ayuda de libros y material didáctico para los alumnos de 1º de Infantil (niños de 3 años). Este año, siguiendo el mismo camino, el Ejecutivo regional ha sacrificado la beca de libros de 40 € para 2º de Infantil (4 años). La decisión ha pillado por sorpresa a las familias, que tendrán una vuelta al cole más cuesta arriba de lo habitual. Las familias tendrán una vuelta al cole más cuesta arriba de lo habitual La convocatoria de las becas para el curso 2010-11, publicada en el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid, establece que “los solicitantes deberán estar matriculados en 3º de Infantil; de 1º a 6º de Primaria;o de 1º a 4º de Secundaria”. Es decir, quedan excluidos de nuevo los alumnos de 1º de Infantil y, por primera vez, los de 2º curso. Prácticamente el 100% de los 69.100 niños de 4 años de la región están escolarizados en ese tramo y cerca del 80% de ellos (unos 55.000) solicitan el cheque-libros, según la FAPA Giner de los Ríos. Para etapas obligatorias La Consejería de Educación reconoce que “con la crisis” han tenido que reducir las ayudas a los niños más pequeños para “destinar más dinero a los tramos obligatorios de Primaria y Secundaria, que son etapas en las que se hace más uso de los libros”. Según fuentes de Educación, “en Infantil se usa menos material y es más barato”. Además, antes de verano la Consejería envió una circular a los colegios “para que evitaran pedir libros innecesarios, teniendo en cuenta la economía de las familias”. La Consejería envió una circular a los colegios “para que evitaran pedir libros innecesarios” Sin embargo, estas explicaciones no convencen a los padres, que creen que “la Comunidad ha iniciado un proceso para eliminar todas las ayudas e incumple el mandato constitucional de gratuidad de la enseñanza”, según el presidente de la FAPA, José Luis Pazos. Además, en 3º de Infantil (el único curso de esta etapa educativa que mantiene las becas) la cuantía se ha vuelto a reducir. El año pasado se concedían 65 euros por niño, pero ahora se ha bajado a 40 euros (25 € menos). Por su parte, en el resto de tramos educativos, las ayudas se han congelado: a los chavales de Primaria les siguen pagando 104 euros y a los de Secundaria, 110 €. En muchos casos, estas cantidades no llegan a cubrir ni la mitad del gasto que realizan los padres en las librerías. Según un estudio de FUCI, los libros cuestan 190 € de media por niño y el material escolar (lápices, libretas, mochilas,…), entre 65 y 150 €. “Sólo tienen beca los muy pobres” Las familias critican que las becas de la Comunidad están sólo reservadas para padres con ingresos extremadamente bajos, mientras que las familias de clase media siempre quedan fuera. Las becas-libro se conceden a familias numerosas o con renta inferior a 6.951,72 euros por cada miembro. “Con ese umbral sólo tienen beca los muy pobres, ni siquiera los mileuristas lo consiguen”, dice una madre. El año pasado era más difícil aún conseguir las ayudas, ya que el umbral era de 6.393,17 €. Todos los años, Laura teme la llegada de septiembre. Tiene dos hijas en edad escolar, que este año cursarán 4º y 6º de Primaria y siempre se queda a las puertas de conseguir las ayudas para comprar libros. “No nos han concedido la beca porque el baremo de la renta es bastante bajo. Somos una familia media con una renta muy normal (unos 25.000 euros entre mi marido y yo) y otra vez nos han denegado las ayudas”, lamenta. Este mes tendrá que gastarse 340 euros en los libros para sus niñas, a lo que tendrá que sumar unos 100 euros más para el material escolar. “A eso, muchas familias tienen que sumarle la ropa, el comedor, el transporte…, son cosas que para una familia de trabajadores cuesta mucho dinero. Sin contar con la hipoteca y la letra del coche”, asegura Laura. Con todos estos gastos, la gratuidad de la escuela pública le parece una broma pesada: “Lo de la educación gratis es una mentira. Lo único por lo que no cobran es por entrar por la puerta del colegio… y a este paso también habrá que pagar hasta por eso”.