La Unidad de Villaverde Este víctima de la especulación inmobiliaria

76

El pasado jueves 9 de julio la Asociación de vecinos y vecinas La Unidad de Villaverde Este, recibió la notificación de un juicio en septiembre para un desahucio en diciembre de este año. La dueña del local está intentando echarnos por todos los medios del local porque pagamos un alquiler muy bajo y ella pretende lucrarse alquilándolo por bastante más, incumpliendo así el contrato de alquiler, que finaliza el próximo año 2014. Está orden de desahucio está tirando por tierra todo el trabajo de lucha social que lleva realizando la asociación de vecinos y vecinas en el barrio desde finales de los años setenta. Las Asociaciones de vecinos plantean la necesidad de cubrir una serie de deficiencias que se detectan en los barrios y presentan una serie de propuestas para solventarlas. Estas actuaciones van desde más apoyo para las mujeres víctimas de violencia machista o programas de empleo hasta proyectos de mejora del espacio urbano, reposición de mobiliario urbano o limpieza integral, pasando por planes para mayores, jóvenes e inmigrantes etc… Las actividades que se están realizando desde la asociación de vecinos y vecinas “La Unidad” de Villaverde Este van desde actuaciones deportivas, artísticas, culturales y debates que afectan a diferentes estamentos de nuestra sociedad. Dentro del trabajo que se realiza en la Asociación cabe destacar dos de los servicios que se está llevando acabo y que son: El Servicio de Dinamización Vecinal y El Servicio de Dinamización de Empleo. El Servicio de Dinamización Vecinal adscrito al barrio de Villaverde Bajo , pretende contribuir al logro de la convivencia armoniosa e integradora entre los vecinos y vecinas, con independencia de su lugar de origen, cultura, religión, ideología, basándose en la participación de los implicados y favoreciendo unas relaciones interculturales cooperativas por encima de las competitivas. El Servicio de Dinamización de empleo consistirá, por un lado, en detectar a las personas que tengan mayores dificultades de inserción laboral, y por otro, en contactar con las empresas del barrio, haciéndolas participes de los itinerarios de inserción sociolaboral. Realizaremos todos los esfuerzos necesarios para que la especulación no nos eche del barrio y podamos continuar fomentando iniciativas y proyectos dirigidos a mejorar la calidad de vida del vecindario. No descartamos una movilización vecinal para dar respuesta a está provocación.