Madrid exige el cierre de los centros de internamiento para extranjeros

38

El sábado 18 de diciembre y, con ocasión de la celebración del Día Internacional de las Personas Migrantes, varias organizaciones sociales, entre ellas la FRAVM, convocan una manifestación para reclamar el cierre definitivo de los Centros de Internamiento de Extranjeros (CIE). También las ciudades de Barcelona, Valencia, Málaga, Motril, Granada y Algeciras se han sumado a la causa. Las organizaciones convocantes (FRAVM, SOS Racismo Madrid, Médicos del Mundo, Brigadas Vecinales de Observación de Derechos Humanos, Ferrocarril Clandestino, Asociación de Sin Papeles de Madrid, Escuela Popular de Aluche, Escuela Popular del Barrio del Pilar, Escuela Popular La Prospe, Colectivo Libertario Antirracista, CGT y Biblioteca Popular La Candela) denuncian que los CIE son verdaderas cárceles donde miles de inmigrantes que no han cometido delito alguno son encerrados por una mera irregularidad administrativa: no tener la documentación que se les exige para residir y trabajar en España. En palabras de las organizaciones convocantes, las personas encarceladas en estos centros “se ven despojadas de sus más básicos derechos (libertad de movimiento, salud, familia, integridad física y moral, derechos sociales y políticos, etc.) por el simple hecho de no tener unos papeles que las propias autoridades no facilitan siguiendo una lógica de mercado que los colectivos firmantes rechazamos, a la espera de ser deportados a sus países”. Desde hace mucho tiempo, estas organizaciones han denunciado “las prácticas de los estados en esta `Europa de los derechos'”, prácticas tales como “deportaciones masivas, redadas selectivas, prácticas administrativas de denegación de derechos a los y las inmigrantes y movimientos de carácter xenófobo al amparo de discursos populistas, que atacan a la figura del migrante por ser migrante y ser pobre”. Se trata, por tanto, de “una cuestión de clase maquillada por las autoridades, instituciones públicas y medios de comunicación como una particularidad del mercado laboral, que `necesita’ reajustarse. De nuevo, y con el shock de la crisis entre la población, aprovechan para agudizar la merma de derechos, desvaneciéndose así los principios básicos del Estado de Derecho y vaciando de contenido los derechos humanos en una Europa fortaleza que se acerca aceleradamente a las etapas más siniestras de su historia”. La manifestación partirá a las 16h de la plaza Eugenia de Montijo, donde tendrá lugar una Asamblea Popular y diferentes performances artísticas y musicales, emprendiendo luego la marcha por Aluche, donde se leerá un manifiesto.