La Consejería de Educación incumple su compromiso para la construcción del nuevo instituto

1946

Hubiera sido una excepción a lo que la Comunidad de Madrid nos tiene acostumbradas, sin embargo vuelven a engañarnos y el próximo curso el nuevo instituto no estará listo para abrir sus puertas tal como se prometió.

El “nuevo IES en Butarque”, es un centro que se viene reclamando desde el año 2017, cuando todavía no se había completado la construcción del IES Juan Ramón Jiménez, como respuesta a las necesidades educativas de un barrio con un rápido y elevado crecimiento demográfico y en previsión, como se nos viene demostrando, de que la educación pública de nuestro barrio no forma parte de las prioridades de dicha Consejería.

En la última reunión mantenida con la anterior Viceconsejera de organización educativa, Dña. Pilar Ponce, el día 4 de marzo de 2020, manifestó y ante nuestra incredulidad, fue muy rotunda en cuanto a su compromiso para que, en septiembre de 2022 las infraestructuras del “nuevo IES en Burtarque” estuvieran preparadas en acoger a sus primeras alumnas y alumnos, con ello se conseguirá descongestionar el colapsado IES Juan Ramón Jiménez. Marcó unos plazos, como la licitación de la obra en el último trimestre del año 2020 y el inicio de la misma en mayo de 2021.

No nos equivocábamos, el pasado mes de noviembre de 2021, un año después de lo que con tanta contundencia se nos prometía, recibimos la noticia de la licitación del nuevo instituto. Por un lado y a pesar de su retraso fue acogida con cierta esperanza, pero con ciertas dudas de que definitivamente la infraestructura pudiera abrir sus puertas desde el primer día del próximo curso 2022-2023.

Ante la incertidumbre e inquietud, el pasado mes de enero y a la vista de la experiencia que las vecinas y vecinos de Butarque arrastramos a lo largo de este tiempo, se presentó escrito a la Consejería de Educación y Dirección de Área Territorial a fin de solventar nuestros interrogantes ante la necesidad de la respuesta inmediata al proceso de escolarización que se avecina. Como era de esperar no ha habido respuesta alguna, no obstante indirectamente hemos sido informadas de lo que previsiblemente sospechábamos, que el inicio del curso escolar 2022/23 del “nuevo IES Butarque” se llevará a cabo en las instalaciones del masificado IES Juan Ramón Jiménez.

Nuevamente la falta de planificación e inversión debida, supone que la escolarización del alumnado sea atendida a golpe de ir levantando aulas con el único objetivo de paliar temporalmente esta carencia y sin tenerse en cuenta la necesidad de una educación pública de calidad, que venimos padeciendo desde el curso 2011/2012 con la construcción en fases interminables del IES Juan Ramón Jiménez, que nunca han finalizado a tiempo, promoviendo en todo momento la Consejería de Educación, su hacinamiento.

No aceptamos más parches, no toleramos, que el nuevo “IES en Butarque” abra sus puertas en el masificado IES Juan Ramón Jiménez, contraviniendo el derecho digno de la educación pública de las chicas y chicos del barrio, mermando la calidad de enseñanza, privando de espacios esenciales y necesarios para el pleno desempeño de todas las enseñanzas. No toleramos que el alumnado del  nuevo “IES en Butarque” sea desplazado de donde físicamente se ubica su centro.

Es por ello que junto con las AMPAS hemos vuelto a registrar, en la Consejería de Educación y Dirección de Área Territorial, nuevo escrito solicitándose el inicio inmediato de las obras del nuevo instituto en el barrio de Butarque a fin de que al inicio del curso escolar 2022/23, entre en funcionamiento un aulario dentro del marco del nuevo IES que acoja su primera generación de escolares.

La dejadez mostrada con la educación del alumnado, la falta de compromiso y respuestas a la hora de abordar la necesidad de unas instalaciones adecuadas y el desinterés por las condiciones y calidad de una enseñanza que ampare la igualdad de oportunidades, nos hace temer por el futuro de un proyecto de que desde el IES Juan Ramón Jiménez se lleva tres años reclamando y que junto con toda la comunidad educativa apoyamos: la promoción de la disciplina de bachillerato de artes. Un proyecto muy competitivo, completo y plausible, necesario para atender la demanda no solo de un barrio en el que se concentra el mayor número de población en edad de estudiar de la Comunidad, sino que pretende suplir esta carencia que se manifiesta en las opciones educativas de la zona sureste de Madrid, y que hasta ahora ha sido continuamente desestimado ante la falta de espacios. Unos espacios que según sus propios compromisos, tendrían que estar ya disponibles.

Lamentablemente serán de nuevo estos menores, los mismos que llevan sufriendo trabas y zancadillas desde hace dos décadas, quienes vean frustradas sus expectativas escolares, los que de nuevo se vean afectados por los incumplimientos de la administración.

No pasa desapercibido el abandono, que el alumnado con necesidades específicas especiales matriculado en los centros preferentes CEIP los Rosales y CEIP el Greco sufre, al perder su continuidad en el IES Juan Ramón Jiménez, ante la falta de los medios necesarios para que puedan llevar a cabo sus estudios, garantizándose su desarrollo personal, intelectual, social y emocional. La ausencia de equidad, en este caso, vulnera una vez más su derecho a una educación pública en el barrio. Es primordial dotar el IES Juan Ramón Jiménez o el “nuevo IES Butarque” como centro de escolarización preferente para alumnado con Trastornos Generalizados del Desarrollo/Trastorno Espectro Autista.

No planificar a tiempo infraestructuras, la denegación rotunda de un Bachillerato de Artes en el IES Juan Ramón Jiménez y la falta de atención a la diversidad en los centros de secundaria, viene dotando al barrio de una constante libertad de elección de centro, privada de una educación pública digna, truncada por la desidia.