Centro de salud de Butarque: 12 años de engaños y mentiras

397

El programa electoral con el que el Partido Popular de Esperanza Aguirre concurrió a las elecciones autonómicas del año 2007, consistía en un folleto de 50 páginas que, en la parte dedicada a Sanidad, aseguraba que iba a construir 55 nuevos centros de salud en la legislatura.

Pero la realidad es que de los 55 solo se inauguraron 12, el resto, entre los que se encontraba el del barrio de Butarque, se fueron aplazando desde entonces. Los Consejeros de Sanidad fueron Juan José Güemes, desde 2007 a 2010, y Javier Fernández-Lasquetty, de 2010 a 2011.

Nuestro centro no se levantó entonces, pero desde la Consejería de Sanidad siguieron prometiendo su construcción. En la siguiente legislatura, concretamente en diciembre de 2011 se nos aseguraba por escrito que “la construcción del Centro de Salud de Butarque no solo está priorizado en esta legislatura sino que aparece en el último listado de Centros de Salud priorizados para el año 2011, sin embargo no podemos aportar datos de los plazos previstos para la elaboración del Proyecto, licitación y construcción del Centro”.

No fue en 2011, ni en los años siguientes de aquella legislatura que terminó en 2015, y que estuvo muy marcada por los recortes. De manera oficial, el 16 de enero de 2013, el Consejero de Sanidad nos decía que “las actuales circunstancias de profunda crisis económica, dificulta que podamos emprender nuevas actuaciones”. El Consejero de Sanidad durante la mayor parte de esta legislatura también fue Javier Fernández-Lasquetty, aunque después del éxito de su proceso de privatización de la sanidad pública madrileña le sucedió Javier Rodríguez en 2014 y Javier Maldonado que estuvo hasta 2015.

Tras las elecciones de 2015 llegó el nuevo gobierno de la Comunidad de Madrid estrenando Consejero de Sanidad. En esta ocasión comenzó la legislatura Jesús Sánchez Martos que en su primer escrito a la asociación, en febrero de 2016, decía que el escenario económico era distinto y que después de la crisis volvía a haber dinero para inversiones. Estimaban entonces que “a mitad de legislatura se podría iniciar algún movimiento de elaboración de proyecto, o licitación de obras” del centro de salud de Butarque.

A mitad de legislatura hubo un cambio al frente de Sanidad y Enrique Ruiz Escudero llegó prometiendo poner en marcha un paquete de inversiones que comprendía muchos de los centros de salud que quedaron olvidados en la famosa lista de 55 del año 2007. En la primera comunicación con el nuevo equipo del Consejero nos aseguraron que el centro de salud se encontraba ya en la fase para “sacar a concurso la redacción del proyecto, en lo cual se está trabajando, y que se realizará antes de finalizar 2017. Posteriormente, se licitaría la ejecución de la obra que sería en 2017 o primeros de 2018. A partir de ahí estimamos necesarios 18 meses por lo que está previsto que el centro de salud esté funcionando a finales de 2019”. Esta información estaba fechada en junio de 2017.

Pocos meses después, el 17 de enero de 2018, la Comunidad de Madrid, a través de una filtración a Telemadrid, anunciaba las fechas que tenían previstas para la apertura de los nuevos centros de salud comprometidos para la legislatura. En total eran 19 nuevos centros de los cuales uno de ellos se abriría en 2018, 10 durante el año 2019 y los ocho restantes, entre los que estaba Butarque, para 2020. El compromiso de que estuviera abierto antes de finalizar la legislatura se esfumaba y por ello se convocó una concentración el 4 de febrero para solicitar que se cumplieran los plazos previstos.

Ese día, mientras vecinas y vecinos protestaban en la calle Berrocal, el Consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, hacía unas declaraciones para tranquilizar al vecindario donde aseguraba que “en este año se empieza a realizar el proyecto técnico y luego lo que tarde la construcción. Es aproximadamente un año o año y medio lo que tardan en construirse los centros de salud con lo cual en breve tienen el compromiso del Gobierno que va a ser así”.

Las siguientes comunicaciones de la Consejería de Sanidad a finales de la pasada legislatura ya avisaban sobre el nuevo incumplimiento de plazos. Primero en octubre de 2018, cuando nos dijeron que los plazos previstos no se estaban cumpliendo y que el problema “se ha debido a la demora en la redacción del proyecto como consecuencia de las sugerencias de mejora trasmitidas por la Dirección Asistencial al proyecto básico ajustando el proyecto a las necesidades asistenciales, y a la demora de la tramitación administrativa que esta modificación originó”. La nueva previsión decía que “se ha iniciado la revisión y una vez realizadas las correcciones precisas, consideramos que se podrá formalizar informe de supervisión en el próximo mes de noviembre, y a partir de ese momento iniciar la tramitación del procedimiento para la adjudicación de la obra y el inicio de construcción”.

En enero de 2019, al ver que los nuevos plazos rectificados tres meses antes tampoco se cumplían, volvimos a solicitar información actualizada retrasando por enésima vez la licitación de la obra. “Durante este ejercicio se procederá a la licitación y contratación de la ejecución de las obras, estimando que el inicio de las mismas se podría producir en el último trimestre de 2019, con un plazo previsto de ejecución de 15 meses”.

Y así llegamos a una nueva legislatura donde se mantiene el Consejero de Sanidad y donde también se incumple el plazo de comenzar la obra a finales de año. En la primera comunicación que tenemos con la Consejería del último trimestre de 2019 pasamos a que “la previsión es que las obras sean adjudicadas durante el año 2020”.

Más de doce años después de la primera promesa formal, el barrio de Butarque continúa sin centro de salud. Hemos sido engañados por seis Consejeros de Sanidad de diferentes gobiernos, encabezados por Esperanza Aguirre, Ignacio González, Cristina Cifuentes, Ángel Garrido y ahora Isabel Díaz Ayuso.

En nuestra mano está seguir consintiendo esto o poner todo de nuestra parte para conseguir una movilización que asegure la construcción de nuestro centro de salud.