El Centro de Salud del barrio cada vez más cerca

El pasado día 4 de julio, la Asociación acudió nuevamente a una reunión convocada por la Consejería de Sanidad, en concreto por parte de la Gerencia Asistencial de Atención Primaria, para hablar una vez más, sobre la situación del centro de salud en Butarque.

Para ponernos en antecedentes, desde febrero del año pasado que tuvimos la anterior reunión con los mismos interlocutores: Marta Sánchez-Celaya del Pozo, Gerente Asistencial de Atención Primaria y Jesús Vázquez Castro, Gerente Adjunto de Asistencia Sanitaria, han ido sucediendo una serie de avances que hacen que el centro de salud sea una realidad cada vez más cercana.

AVIB en septiembre de 2016 volvió a reclamar la inclusión de la partida presupuestaria correspondiente para la construcción del centro de salud en 2017, y en diciembre de 2016, recibimos una carta del Consejero Jesús Sánchez Martos donde se nos comunicaba que por fin se iban a iniciar los trámites, con la realización de un primer estudio geotécnico y topográfico en la parcela donde irá situado (la anexa a la gasolinera, entre las calles Esmaltina, Camas y Mercancías, con nº SB-1 del UZP 1.05).

En la reunión del pasado martes, los responsables de la Gerencia nos pusieron al corriente de cómo se estaban desarrollando los trámites para la construcción del nuevo centro de salud.

Una vez que ya han finalizado el estudio geotécnico y topográfico, así como el estudio del Programa de Necesidades para el nuevo centro, nos encontramos ya en la siguiente fase, que sería sacar a concurso la redacción del proyecto, en lo cual se está trabajando, y que se realizará antes de finalizar 2017.

Posteriormente, tendrán que licitar también la ejecución de la obra: la construcción del edificio propiamente dicha. No saben si les dará tiempo en 2017, pero si no, sería para primeros de 2018.

Estiman necesarios unos 18 meses después de que finalice todo este proceso de tramitación y construcción para la conclusión de los trabajos, por lo que está previsto que el centro de salud esté funcionando a finales de 2019.

Será un centro de salud de los que están considerados como “grandes”, ya que su superficie va a tener en torno a 2500 m², con tres plantas y el coste aproximado de construcción estará en unos 3 millones de euros.

La población estimada a la que tendrá que atender, la tienen cifrada en unos 16.000 usuarios. Y además de las salas de consulta, enfermería, almacenes y zonas administrativas, se va a incluir en el proyecto alguna unidad complementaria específica en función de las necesidades y demandas de la zona, como pueden ser matronas o fisioterapia.

Por nuestra parte, insistimos bastante para tener la certeza de que se van a cumplir los plazos de una vez, después del gran retraso que llevamos con este asunto, ya que recordamos que el Ayuntamiento de Madrid había cedido la parcela a la Comunidad en 2009 y desde entonces llevamos recibiendo negativas, primero por no contar con suficiente población como para tener centro de salud propio y después excusándose siempre en las restricciones presupuestarias.

También estuvimos preguntando acerca de cómo se hará la asignación del personal y si habrá un posible traslado de los médicos que tenemos actualmente al nuevo centro de salud. Nos confirmaron que algunos sí serán trasladados si ellos están de acuerdo. Y el resto de personal necesario, se cubrirá con nuevas incorporaciones.

Además, con el derecho de libre elección de médico por parte de los usuarios, si algún vecino desea continuar en el CS Los Rosales, podrá hacerlo sin problema. En principio, nuestro centro atendería a la zona de Butarque, pero no descartan que por descongestionar otros centros y atendiendo también a la libre elección mencionada, se asigne el nuevo centro a los residentes de alguna calle que esté cerca del barrio, aunque no pertenezcan al mismo.

Esperando que se cumplan los plazos que nos han dado, se comprometieron a enseñarnos el proyecto una vez lo tengan listo en una siguiente reunión, ya en 2018.