Un vertedero en el parque Lineal

61

La asociación de vecinos Independiente de Butarque –Avib– no ha dudado en calificar de “enorme vertedero” el parque Lineal del Manzanares a su paso por la avenida de Rosales. Los residentes de este enclave comentan que salir a andar por esta zona es hoy “un deporte de riesgo”.

“No es difícil encontrar a mano de los más pequeños cables de luz arrancados de cuajo en las arquetas del alumbrado municipal, farolas derribadas, registros eléctricos abiertos, cajas registradoras reventadas y vertidos y escombros de todo tipo son desgraciadamente parte del paisaje de este parque”. Desde Avib acusan como responsable directo de lo que está ocurriendo al Ayuntamiento de Madrid, “propietario del suelo”.

Sin alumbrado

Una de las principales quejas de estos residentes es la falta de alumbrado público en toda esta zona como consecuencia del robo de los cables de alta tensión.

“Desde hace tiempo venimos reclamando la reposición del alumbrado, mientras que desde la Junta no nos hacen caso”, señalan portavoces de Avib.

A este respecto, el consejero técnico de la Junta de distrito, Orlando Chacón manifiesta que el alumbrado se repuso, “lo que sucedió es que sólo duró 10 días.

Transcurrido ese tiempo lo volvieron a robar. Ahora, se ha decidido hormigonar las arquetas y eso ha llevado más tiempo del habitual”, explican. A esta protesta, se suma la de la presencia de una infravivienda en la zona.

Los vecinos temen que, “dado el estado de abandono en el que se encuentra todo el parque se convierta en un nuevo Salobral”. En este punto, Chacón informa de que las primeras denuncias advirtiendo de la existencia de esta chabola se recibieron el 14 de enero. “Sólo dos días después, el 16, la Policía Municipal ya la retiró.

Por eso, no se puede decir que la Junta no esté actuando ni hay que alarmar al resto de los vecinos diciendo que el parque se va a convertir en un próximo Salobral”. Aparte de estas explicaciones, los vecinos siguen enumerando más deficiencias. “Montones de desechos de la construcción se agolpan en las veredas del parque. Durante años, han permanecido ahí, sin que nadie haya hecho nada por, ni tan siquiera retirarlos”.

Nuevamente la Junta sale a la palestra alegando que toda esta zona está de obras y que “por supuesto, y como ocurre siempre en estos casos, está todo levantado y da mala imagen”. “La valoración hay que hacerla al final, cuando los trabajos hayan concluido”, puntualizan.

Vergüenza

Avib indica que no deja de ser llamativa esta “vergonzosa situación junto a la imagen pública de un consistorio que hace promoción publicitaria con bellos panfletos de sus supuestas acciones para incentivar el deporte urbano dentro de la naturaleza, por preservar el entorno natural e histórico y por integrarlo en un marco urbano equilibrado y sostenible”. “Una de dos: o Butarque no es Madrid o el Ayuntamiento miente”, finaliza un documento que se puede leer en la página web de esta entidad vecinal.