4,2 millones de intereses por la deuda de la limpieza

49

Así lo afirmó ayer la delegada de Medio Ambiente, Ana Botella, en la comisión del ramo. También explicó que para hacer frente a la deuda de los últimos meses de 2009, el Consistorio ha llegado a un acuerdo con las entidades financieras para que las abonen y “evitar perjuicios a empresas y trabajadores”. Y frente a la acusación del portavoz socialista, Pedro Santín, de que el Ayuntamiento tiene que pagar 32 millones de euros por los intereses de la demora de estos pagos, Botella dijo que “no se puede establecer una cifra ni siquiera estimativa”. La delegada explicó que hay 7.000 trabajadores en limpieza y otros 1.800 en recogida de residuos y que en la actualidad no se cubren jubilaciones ni suplencias al igual que no se ha contratado la campaña específica de recogida de hoja de otoño, que llevan a cabo los servicios de limpieza de los distritos. “Un negocio de 40 millones” Pedro Santín también acusó ayer al Ayuntamiento de que la nueva ordenanza del ruido, que sumará sanciones por botellón y ruido, va a suponer un “negocio” para las arcas municipales gracias al cual se embolsará 40 millones anuales. Una cantidad que calculó en función de las multas de 300 a 600 euros y las 46.400 sanciones de 2009. Botella rechazó la acusación de afán recaudatorio de la norma y aseguró que persigue “hacer compatible el ocio nocturno y el descanso de los vecinos” aunque sin dar estimaciones de multas.