El Instituto de Butarque sigue en el aire

190

El pasado 18 de junio las distintas AMPAS de los colegios del barrio mantuvieron una reunión con el responsable de Infraestructuras de la Comunidad de Madrid, Gonzalo Aguado y la Directora de Área Territorial, Belén Aldea con el objetivo de conocer los planos del futuro instituto y los plazos para su ejecución. Los planos, aún sin finalizar, muestran un edificio de tres alturas al que se sumarían dos pistas deportivas y un aparcamiento. ​ ​ Aunque lo prometido hasta el momento era un instituto en dos fases, la primera de las cuales comenzaría a realizarse a principios del segundo semestre del 2014 para ​empezar​ a funcionar en septiembre del 2015 e inmediatamente iniciar la segunda y última fase, lo expuesto durante la reunión deja claro que los planes han cambiado. En una primera fase se construirían doce aulas, de las cuales para bachillerato serían las dos inicialmente previstas o sólo una, no sabemos de qué rama, en función de la demanda existente. Se le sumarían los espacios necesarios para aulas de desdoble, música, plástica, ​ biblioteca,​ informática y laboratorios junto a las pistas deportivas y el aparcamiento. Esta primera fase es la única definida en los planos que esperan tener acabados sobre el 10 de Julio. ​ ​ Para que esta primera fase pueda empezar a construirse después del verano es necesario presentar el proyecto a principios de Julio y llevarlo al C​onsejo ​de Gobierno ​ del 31 del mismo mes ​donde tendrían que buscarle una partida presupuestaria. Aunque no lo descartaron, dejaron claro que las posibilidades eran mínimas ​ y apostaron por llevarlo al Consejo de Gobierno en el mes de septiembre u octubre para poder acogerse al presupuesto del 2015, que se aprobará antes de que finalice el año, e iniciar las obras que, si todo va bien, comenzarían en noviembre o, como muy tarde, en enero teniendo un plazo de ejecución de 8 o 10 meses. La segunda fase no está desarrollada en el proyecto, lo único que se sabe de ella es que las aulas ​se tabicarían en el resto del edificio aún no terminado y que no se comenzaría su ejecución hasta dos años después de finalizada la primera fase, sin dejar claro si se van a construir todas las aulas o sólo las que se vayan necesitando. Lo que no aparece detallado en ninguna fase son ni la cafetería, que no va a tener, ni un pabellón de gimnasia cubierto que queda relegado por un lado a que se incluya en los planos y por otro a una tercera fase que se pone por primera vez sobre la mesa. La conclusión es que difícilmente se conseguirá iniciar la obra antes de que se aprueben los presupuestos del año 2015, lo cual deja muy en el aire que en septiembre esté acabada para que los alumnos puedan comenzar las clases con normalidad y que, después de estas 12 aulas, no existen ni proyectos definidos, ni ganas de poner en marcha la segunda fase, por no hablar ya de la tercera. La sensación que se percibe es que las prisas que tuvieron en citar a las AMPAS, tras el acto en el que se colocó una valla denunciando la carencia de un instituto, para ofrecer la promesa de que estaría completo y terminado en el plazo de dos años, tenían como finalidad apaciguar los ánimos y desconvocar las protestas y que, una vez conseguida, ya no hay reparos en mostrar el desinterés por la educación de [email protected] niñ@s del barrio e ir construyendo chapuceramente según la demanda y acoplá[email protected] en cualquier hueco, o directamente dejar pasar dos años sin construir al tener la incertidumbre de unas elecciones por medio, incertidumbres que en caso de colegios privados son más un aliciente que un obstáculo. La única solución es continuar reclamando en la calle y ante los medios el instituto que [email protected] [email protected] se merecen y al que tienen derecho. Planos provisionales: planos_instituto01.jpg planos_instituto02.jpg planos_instituto03.jpg planos_instituto04.jpg planos_instituto05.jpg

Compartir
Artículo anteriorUnas Fiestas Populares para todo Villaverde
Artículo siguienteEnlace al álbum de fotos de las Fiestas