La movilización vecinal consigue un convenio con el Ayuntamiento para eliminar los malos olores y reducir los insectos

291

Vecinos y vecinas de Butarque y Perales del Río nos hemos concentrado ante la sede del Ayuntamiento de Madrid para protestar por los malos olores y las plagas de mosquitos y mosca negra que llevamos padeciendo desde hace varios meses.

Han sido meses soportando unas condiciones lamentables, -denunciando en repetidas ocasiones la situación en los medios de comunicación- en los que nos hemos sentido abandonados por el Ayuntamiento de Madrid, que negaba la existencia de un problema de insectos y que no reaccionaba ante el hedor que aparecía de forma bastante habitual en las noches del verano.

Pero por fin, y gracias a la movilización vecinal de ambos barrios, parece que el Área de Medio Ambiente y Movilidad ha empiado a preocuparse por nuestra situación. Una representación de AVIB y de la Asamblea Vecinal de Perales del Río fueron requeridos, en el transcurso de la concentración, por la delegada del Área de Medio Ambiente, Inés Sabanés, y su jefa de gabinete, Reyes Montiel, para mantener un breve encuentro.

La responsable municipal nos ha presentado un borrador de convenio para poner fin a estos problemas en el que el Ayuntamiento de Madrid se compromete a realizar los estudios olfatométricos de campo necesarios para detectar las diferentes fuentes de mal olor y aplicar las medidas correctoras necesarias con el objetivo de eliminarlo. Además, se establecerá un sistema de seguimiento similar al que ya existe con los vecinos y vecinas afectadas por el Parque Tecnológico de Valdemingómez. En el convenio también se reflejarán actuaciones encaminadas a reducir los insectos y presencia de mosca negra en nuestra zona.

Paralelamente, la intención es crear una mesa adicional donde participe la Comunidad de Madrid (la gestión de las depuradoras es del Canal de Isabel II) y los Ayuntamientos de los municipios de Getafe, Pinto y Madrid para buscar una solución global a los problemas de olores.

Tras revisar el borrador, la idea es firmar el convenio la última semana de octubre para empezar cuanto antes a actuar.

En todo este proceso será fundamental la participación vecinal, ya que debemos establecer un calendario de días y horas con mal olor para poder determinar las causas del mismo y esto sólo será posible con la participación activa de todos los vecinos y vecinas.

Como ocurre en todos los casos, sólo la presión y participación vecinal será capaz de solucionar los problemas que padecemos en el barrio. La concentración de ayer creemos que fue un buen ejemplo y aunque sabemos que a veces las horas son complicadas, todas y todos deberíamos hacer el esfuerzo pensando que solo con la movilización y la perserverancia podremos conseguir mejoras para Butarque. Agradecemos el apoyo recibido y a seguir peleando.